UNOPS

05/11/2015

Ayuda a las comunidades de cuatro países de África Occidental para mejorar la seguridad alimentaria

La “cabra enana de África Occidental”, la "oveja Djallonké” y los “bovinos N'Dama” no son palabras que vienen a la mente cuando se piensa en la seguridad alimentaria, pero estas tres especies de ganado son cruciales para muchos medios de vida locales.

Esta es la razón por la que UNOPS ha ayudado a las comunidades locales a desarrollar un enfoque sostenible e integrado para la gestión del ganado, lo que ayuda a preservar el bienestar de estas especies en un esfuerzo por reducir la inseguridad alimentaria.

Las sequías, las presiones demográficas y las actividades humanas tales como la deforestación y la agricultura plantean amenazas a muchas especies ganaderas en la región. El ganado exótico ha invadido de forma creciente su hábitat natural y las grandes áreas se han transformado en tierras agrícolas para satisfacer la alta demanda de madera, que se utiliza para cocinar.

Gracias a la financiación del Fondo para el Medio Ambiente Mundial (FMAM) y del Banco Africano de Desarrollo (BAfD), el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) ha llevado a cabo un proyecto de ocho años de duración para reforzar las características genéticas de las tres especies de ganado, mientras que aumenta su productividad y preserva su hábitat natural.

 

Punto de abastecimiento de agua para el ganado construido por UNOPS en Gambia. El agua se bombea gracias a la energía solar. Fotografía: UNOPS/Abdelkader Bensada

 

El proyecto, implementado por UNOPS, está dirigido a las comunidades de cuatro países (Gambia, Guinea, Malí y Senegal) y representa una significativa asociación regional entre el BAfD, el FMAM, el PNUD y los gobiernos de estos cuatro países participantes.

El proyecto ha beneficiado a unos 2.500.000 de personas en los cuatro países. UNOPS ha gestionado la construcción de 18 mercados de ganado, 15 instalaciones de procesamiento de carne, 12 lecherías, una presa, 106 kilómetros de senderos y numerosos puntos de abastecimiento de agua como parte del proyecto, que comenzó en 2007. Además, se instalaron 18 paneles solares para hacer funcionar las bombas en los puntos de agua y asegurar así una forma sostenible de energía.

 

Una asociación de mujeres locales de Bignona (Senegal) participó en un programa de capacitación sobre la producción de queso orgánico. Fotografía: UNOPS

 

El proyecto cuenta con actividades de desarrollo de la capacidad para las organizaciones y las autoridades locales, los criadores independientes, los comités de gestión de infraestructuras y las asociaciones empresariales (productores, compradores y vendedores). Se capacitó a más de 5.100 criadores sobre la gestión ambiental y del ganado, mientras que 154 mujeres recibieron formación sobre el procesamiento de productos lácteos.

En Gambia, por ejemplo, UNOPS trabajó con la comunidad local para encontrar maneras innovadoras de abordar la inseguridad alimentaria. La producción de queso se identificó como una oportunidad para reducir el deterioro de la leche y crear nuevos empleos. Por este motivo se organizaron sesiones de capacitación para ayudar a las mujeres locales a elaborar queso. Casi 70 mujeres formaron una asociación comunitaria y juntas consiguieron abrir una pequeña lechería, que ha creado una nueva fuente de ingresos.

 

Leche cuajada producida por una micro lechería en Bignona (Senegal) como parte de los esfuerzos para mejorar la seguridad alimentaria de manera local. Fotografía: Abdelkader Bensada

 

«Gracias a lo que aprendí a través de este proyecto he podido comprar dos vacas y cinco cabras con mis ahorros», declaró una participante que formó parte de la iniciativa de producción de queso en Gambia.

Se desarrollaron planes de participación de la comunidad en localizaciones piloto de los cuatro países para ayudar a mejorar la gestión de los recursos naturales y para preservar los hábitats naturales de las especies. De los cuatro países, Guinea, Malí y Senegal también se comprometieron a asignar presupuestos destinados a consolidar los resultados tras la finalización del proyecto.

«Este es uno de los proyectos más exitosos del BAfD», declaró el Director de la División de Medio Ambiente y Recursos Naturales del BAfD, Ken Johm, y añadió: «Fue uno de los dos únicos proyectos de África seleccionados para formar parte de un vídeo documental producido por el BAfD y mostrado durante la conferencia sobre desarrollo Río+20».

 

 Un nuevo mercado rural de ganado en Touba Mouride (Senegal). Fotografía: UNOPS