UNOPS

06/07/2017

Inauguración de un centro de atención sanitaria primaria en Myanmar

Representantes del operador de telefonía móvil Ooredoo, del Ministerio de Salud y Deportes de Myanmar, de UNOPS y del gobierno regional, así como miembros de la comunidad local, asistieron a la inauguración de uno de los 17 centros previstos en el país.

«Gracias a la asociación con UNOPS para construir instalaciones de atención sanitaria primaria en zonas rurales y periurbanas de Myanmar, Ooredoo está superando la falta de una infraestructura adecuada para la prestación de servicios de salud en las zonas geográficas en las que opera», afirmó Rene Meza, Director Ejecutivo de Ooredoo Myanmar. «Estamos encantados de poder conectar a los habitantes de estos territorios, permitirles el acceso a los servicios de salud de calidad y garantizarles un futuro mejor», continuó.

Los centros, financiados por Ooredoo Myanmar, están valorados en 3,1 millones USD y ofrecerán servicios de salud neonatal e infantil, además de colaborar en la lucha contra las enfermedades transmisibles.

También mejorarán el acceso a los servicios sanitarios de calidad para más de 90.000 habitantes en cuatro estados (Mon, Kayin, Kachin y Shan) y cuatro regiones (Tanintharyi, Bago, Ayeyarwady y Yangón). Las ubicaciones se seleccionaron de acuerdo con las necesidades del país gracias a la ayuda del Ministerio de Salud y Deportes.

La instalación de paneles solares suministrará electricidad en caso de emergencia, y los depósitos de agua almacenarán el agua de lluvia. Asimismo, los centros contarán con instalaciones de saneamiento, sistemas de eliminación de residuos y almacenes de medicamentos.

Ooredoo prestará servicios de conexión a Internet una vez finalice la construcción de los centros, que pasarán a estar gestionados por el Ministerio de Salud y Deportes del país.​

«UNOPS se enorgullece de su asociación con Ooredoo Myanmar y el Ministerio de Salud y Deportes», expresó Andrew Kirkwood, Director de la oficina de UNOPS en Myanmar y Representante de UNOPS en el país. «Este proyecto es un gran ejemplo del progreso que se puede conseguir cua​ndo el sector privado se involucra con gobiernos y organizaciones como UNOPS con el objetivo de mejorar la calidad de vida de las personas», añadió.