The United Nations Office for Project Services (UNOPS)

Mejora del acceso a los servicios básicos en la República Centroafricana

Para las comunidades del país, no tener acceso a los servicios básicos subraya hasta qué punto estos servicios son de vital importancia.

2,6 millones
de personas necesitan asistencia humanitaria en la República Centroafricana

En Bamingui, en el norte de la República Centroafricana, la temporada anual de lluvias —que va desde mayo hasta noviembre— implica la imposibilidad de acceder durante semanas, o incluso meses, a suministros humanitarios, servicios sanitarios y oportunidades económicas.

«El puente se inundaba cada vez que llovía», indica Cécile Germine Mavounda, una agricultora y comerciante local. «El agua lo sobrepasaba, por lo que era imposible utilizarlo».

La crisis humanitaria en la República Centroafricana es la tercera más grande del mundo; 2,6 millones de personas necesitan asistencia humanitaria. Las organizaciones humanitarias proporcionan servicios sociales básicos, como educación y atención sanitaria, en distintas zonas del país.

Sin embargo, solo alrededor del 2,5% de la red de carreteras del país está pavimentado. Esto dificulta que los vehículos lleguen a las comunidades más aisladas y la temporada de lluvias solo empeora la situación.

Las condiciones durante la temporada de lluvias dificultan, o incluso imposibilitan, el acceso a las zonas más remotas del país durante semanas o meses, debido a los daños o las inundaciones de los puentes».

Jean Leonard Onana Effala - Gerente de Proyectos de UNOPS

Para resolver este problema, el Gobierno de la República Centroafricana lanzó el Proyecto de Emergencia de Conectividad Local, financiado por el Banco Mundial.

La primera parte del proyecto incluyó la construcción del puente de Bamingui, que conecta la región noreste con la central, una ruta utilizada en gran medida por los organismos de las Naciones Unidas y comerciantes de Sudán y Bangui. Esta ruta suele ser intransitable durante la temporada de lluvias debido a las crecidas del río Bamingui.

La mejora para acceder a Bangui ayuda a respaldar el desarrollo económico local y garantiza que las personas en el noreste del país reciban ayuda humanitaria.

La comunidad local contribuyó a la construcción del puente, con un promedio de 60 habitantes —incluidos jóvenes y mujeres— que trabajaron en esta etapa del proyecto todos los días, durante nueve meses.

«Este es el primer proyecto de emergencia que combina las obras civiles con el aspecto social y la distribución del trabajo temporal», explica Jean-Christophe Carret, Director del Banco Mundial para la República Democrática del Congo, la República del Congo, la República Centroafricana y Burundi.

El nuevo puente también benefició a las empresas locales. Antes de la construcción, solo unas pocas personas podían viajar con frecuencia a Bamingui para adquirir productos.

Las mejoras en el puente realmente han impulsado la economía. Desde el inicio de la construcción, he aumentado las ventas y mi negocio marcha bien».

Cécile Germine Mavounda - agricultora

El puente de Bamingui antes y después del proyecto

Información sobre el proyecto

El Banco Mundial financió el Proyecto de Emergencia de Conectividad Local, con el respaldo técnico de UNOPS y el servicio de seguridad de la Misión Multidimensional Integrada de Estabilización de las Naciones Unidas en la República Centroafricana. Como parte del proyecto de dos años de duración valorado en 4,9 millones USD, UNOPS rehabilitó más de 300 kilómetros de carreteras, mediante un enfoque de gran densidad de mano de obra; construyó 12 barreras para la lluvia a fin de resguardar la ruta; y estableció un sistema de mantenimiento y protección.

Además, UNOPS construyó un puente de 45 metros sobre el río Bamingui e instaló 48 señales viales a lo largo de la ruta para garantizar la seguridad. Se emplearon a 6.400 personas aproximadamente para el proyecto, lo que contribuyó a la reconexión de la población rural en el noreste del país con el centro urbano y el mercado local y, de esta manera, más de 37.000 personas se vieron beneficiadas.


Descubrir más