The United Nations Office for Project Services (UNOPS)

Abastecimiento de suministros vitales en Yemen

En mitad de la peor crisis humanitaria del mundo, UNOPS contribuye a garantizar la entrada de productos básicos en Yemen para alcanzar a las personas que más lo necesitan.

El conflicto actual en Yemen ha dado lugar a una demoledora crisis humanitaria muy extendida en el país que ha provocado que el 80% de la población necesite asistencia humanitaria de forma urgente. Según los cálculos de la Oficina de las Naciones Unidas de Coordinación de Asuntos Humanitarios (OCAH), a principios de 2019 en el país había 24 millones de personas necesitadas y más de 10 millones se encontraban en situación de inseguridad alimentaria grave.

  • Versión editada de la historia que se publicó originalmente en “Campeones ocultos”, la primera publicación sobre UNOPS que revela historias únicas de la organización.
Un carguero descarga azúcar en el puerto de Saleef en el mar Rojo. Yemen, 30 de septiembre de 2017.

En mi opinión, el UNVIM ha hecho un trabajo excelente [...] y tengo la certeza de que trabaja con una gran profesionalidad».

António Guterres - Secretario General de las Naciones Unidas

Como parte de sus iniciativas por facilitar el acceso a los productos básicos, UNOPS colabora con sus asociados en Yemen para satisfacer las necesidades esenciales de la población. A fin de posibilitar la entrada de productos comerciales, en diciembre de 2015 UNOPS, en colaboración con la OCAH, estableció para Yemen el Mecanismo de Verificación e Inspección de las Naciones Unidas (UNVIM) en nombre del Gobierno del país, de las Naciones Unidas y de sus Estados Miembros. El UNVIM se creó para supervisar los servicios de control e inspección del cargamento de asistencia comercial y bilateral dirigido hacia los puertos yemeníes del mar Rojo que no estaban controlados por el Gobierno de Yemen.

Desde que se estableció, el carácter cambiante y activo de las situaciones de conflicto ha dado lugar a varios problemas. Como respuesta, UNOPS colaboró con las principales partes interesadas para hallar soluciones que permitieran cumplir el mandato del mecanismo de la manera más eficiente posible.

El UNVIM, que estableció su centro de operaciones en Djibouti, desarrolló una serie de procedimientos para evitar retrasos y bloqueos significativos en el suministro de productos a la población yemení.

Para nosotros es un honor haber tenido la oportunidad de solucionar un problema que se sumaba a la lista de problemas a los que Yemen y sus habitantes ya se enfrentaban. Con la puesta en funcionamiento del mecanismo, UNOPS, junto con nuestros asociados, contribuyó a las iniciativas destinadas a facilitar el acceso de la población yemení a productos básicos».

Farouk Hirzalla - Gerente de proyectos para el UNVIM

Lea la sección de preguntas y respuestas con Farouk Hirzalla, Gerente de Proyectos del UNVIM

¿Por qué este proyecto fue tan importante?

Por la gran escasez de productos básicos, que se debía a las barreras que impedían las importaciones comerciales en Yemen. A fin de resolver la precaria situación humanitaria en el país, lo principal era restablecer la entrada regular de cargamentos comerciales.

¿Qué problemas obstaculizaban el éxito de la operación y cómo se solucionaron?

El proyecto del UNVIM se ha puesto en marcha en un entorno que evoluciona con rapidez y que está afectado por un conflicto. Aunque el trabajo en este tipo de entornos es de por sí muy complicado, el UNVIM ha tenido la gran suerte de colaborar con asociados y partes interesadas que perseguían un único objetivo: ayudar a la población yemení. Así, cuando nos enfrentábamos a una situación problemática, siempre trabajábamos con nuestros asociados en busca de una solución efectiva. Por ejemplo, colaboramos con ellos para reducir el tiempo necesario para conceder autorizaciones, que pasó de ser de 48 horas al inicio de las operaciones del UNVIM a ser de 10 horas, la cifra más reciente. También mantuvimos para el UNVIM reuniones mensuales con los principales asociados y partes interesadas, en las que tratábamos conjuntamente los problemas que pudieran surgir y las posibles formas de resolverlos con rapidez.

¿Qué se consiguió gracias al proyecto?

Entre mayo de 2016 y diciembre de 2018, el mecanismo recibió 1.071 solicitudes de autorización, concedió 875 e inspeccionó 271 buques en aguas internacionales y territoriales. En este mismo período, gracias al mecanismo se descargaron más de 10 millones de toneladas de alimentos, combustible y suministros en los puertos de Al-Hudayda, Al-Salif y Ras Isa.

¿Qué valoraciones recibió?

Altos funcionarios de las Naciones Unidas han reconocido y ensalzado los logros del UNVIM. Además, el UNVIM ha recibido elogios en varios informes de alto nivel al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas y por parte del Secretario General de las Naciones Unidas, el Secretario General Adjunto de Asuntos Humanitarios y Coordinador del Socorro de Emergencia y de otros organismos de las Naciones Unidas.

Una muestra de las operaciones del UNVIM

Visite la página web del UNVIM para consultar la información más actualizada sobre el monitoreo y la inspección de cargamentos comerciales y de ayuda humanitaria bilateral que tiene lugar en los puertos de Yemen en el mar Rojo.

El UNVIM, que estableció su centro de operaciones en Djibouti, desarrolló una serie de procedimientos para evitar retrasos y bloqueos significativos en el suministro de productos a la población yemení. «Para nosotros es un honor haber tenido la oportunidad de solucionar un problema que se sumaba a la lista de problemas a los que Yemen y sus habitantes ya se enfrentaban. Con la puesta en funcionamiento del mecanismo, UNOPS, junto con nuestros asociados, contribuyó a las iniciativas destinadas a facilitar el acceso de la población yemení a productos básicos», señaló Farouk Hirzalla, Gerente de proyectos para el UNVIM.

Además de asegurar la suficiencia de las infraestructuras y procedimientos necesarios para operar el mecanismo, UNOPS mantuvo un contacto directo con las partes interesadas, incluidas las navieras, con el objetivo de resolver sus consultas y animarlas a que volvieran a los puertos yemeníes del mar Rojo. Gracias a este trabajo, el UNVIM es hoy en día una fuente fiable de datos comerciales sobre las importaciones a las zonas de Yemen que no están controladas por el Gobierno. «Se comparten las estadísticas y análisis con las organizaciones internacionales, ONG y otras partes interesadas que trabajan en Yemen», indicó el Sr. Hirzalla. El equipo del proyecto también colaboró estrechamente con el Gobierno de Yemen, pues alojaron a un oficial del Ministerio de Transporte que prestó asistencia para agilizar las autorizaciones necesarias para enviar los cargamentos comerciales.

Entre el 5 de mayo de 2016 y el 31 de diciembre de 2018, se autorizaron 875 buques comerciales, de los cuales se habían inspeccionado 271 a fin de confirmar que cumplían las resoluciones pertinentes del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas. De este modo, se han descargado más de 10 millones de toneladas métricas de alimentos, combustible y suministros en los puertos de Al-Hudayda, Al-Salif y Ras Isa. En virtud de un acuerdo que se formalizó en diciembre de 2018 durante las conversaciones de paz entre distintas partes yemeníes mantenidas en Suecia, el UNVIM formará parte en mayor medida en tareas de control e inspección. «Estamos preparados para prestar cualquier tipo de apoyo necesario para poner en marcha el acuerdo y para conseguir la paz en Yemen», señaló el Sr. Hirzalla.


Descubrir más